Profesiones técnicas en las que ya debería trabajar

POR TINO FERNÁNDEZ

Los nuevos perfiles en el sector tecnológico presentan oportunidades laborales fiables para el futuro. Aquí se citan 40 pistas para la reinvención que ya es presente.

Para acceder a los perfiles tecnológicos -que se cuentan entre los más demandados- la principal dificultad sigue siendo adaptar las capacidades profesionales a las necesidades de un mercado en constante transformación y a las exigencias también cambiantes de los reclutadores y empresas.

El número de ofertas de empleo TIC en el tercer trimestre de 2017 se ha incrementado en un 5% con respecto al mismo periodo de 2016, según el último estudio de indicadores de empleo TIC de Ticjob. Los puestos más demandados del sector siguen siendo el de programador (24%) y analista programador (24%), seguidos de los consultores (9%), administradores de sistemas (7%), soporte y ‘helpdesk’ (2%) y arquitectos de software (2%).

Las tecnologías más solicitadas por las empresas son Java (21%), Javascript (15%) y .NET (10%). SAP (8%) y SQL (7%) sumadas al resto de tecnologías con menores porcentajes (39%) completan el total.

Por lo que se refiere a la experiencia requerida, las ofertas que solicitan candidatos con más de cinco años de experiencia en el sector TIC han sido las de mayor volumen (40%) seguidas de las de entre 2 y 5 años (39%). Las ofertas de primer empleo junto con las de menos de 2 años de experiencia suman un 21%.

Además, el principal tipo de contrato ofrecido en este periodo ha sido el indefinido en un 71% de las ofertas, lo que supone un aumento de un punto porcentual con respecto al segundo trimestre, seguido del temporal (17%), freelance (10%) y un 2% otros tipos de contratos.

Los perfiles tecnológicos con futuro despuntan en otros sectores poco habituales:

Banca y finanzas

El gestor multicanal acompaña a los clientes en su relación con la entidad financiera. Emplea todas las herramientas para responder a sus necesidades. Debe ser muy fuerte en competencias interpersonales y ha de contar con un alto dominio de las nuevas herramientas tecnológicas de atención al cliente, como las aplicaciones móviles y las videollamadas, y consiguen ofrecer un servicio mucho más personalizado.

El mundo en 3D

En el pasado World Economic Forum (WEF) celebrado en Davos quedó claro que la cuarta revolución industrial incluye campos como la inteligencia artificial, robótica, nanotecnología, genética, biotecnología… Y también la impresión en 3D. El informe The Future of Jobs, publicado por el WEF, asegura que estas revoluciones afectan a los mercados laborales, a la generación de nuevo empleo y a la necesidad de capacidades diferentes.

Hay oportunidades para ingenieros mecánicos, electrónicos, químicos y expertos en materiales para I+D+i, también en sectores como el diseño 3D y modelado de diseño asistido por ordenador en 3D; investigación y desarrollo (profesionales de I+D con una visión que permita entender los puntos de contacto entre la tecnología y los productos de consumo); biólogos y científicos de modelado, o expertos en modelado para arquitectura y construcción; educadores 3D; abogados y juristas en 3D, expertos en cuestiones legales y aspectos jurídicos inéditos de propiedad intelectual o cuestiones éticas; expertos en franquicias 3D y también en operaciones y administración en 3D.

‘Smart cities’

También se presentan nuevas oportunidades en la aplicación de las TIC a las ciudades para que éstas sean más eficientes. Hay buenas posibilidades para ingenieros de datos, expertos en ciberseguridad, abogados o inspectores de salud medioambiental. Todos ellos deben trabajar en una nueva regulación y en la colaboración entre el ámbito público y privado.

Analizar una gran cantidad de datos llevará a que la principal área de desarrollo de las ciudades sea el big data o el city analytics, y aquí las oportunidades de empleo se dirigen hacia los perfiles STEM (ciencias, tecnología, ingeniería y matemáticas), sin olvidar ciertos empleos de alta cualificación que tengan que ver con la ciberseguridad, ingeniería de datos, arquitectura de datos o programación.

Videojuegos

En el pujante sector de los videojuegos, las empresas que crean aplicaciones, los centros de ocio y las start up ofrecen posibilidades a los nuevos expertos.

Se demandan desarrolladores involucrados en las fases de producción, diseño, programación o audio, así como programadores que sepan acerca de códigos y lenguajes informáticos.

Otro perfil demandado es el de animador, que se encarga de transformar las acciones en ciclos para que éstas se puedan repetir. Y los dibujantes y artistas, o ‘technical artists’. Además, se requieren desarrolladores de aplicaciones, expertos en realidad virtual, diseñadores UX (planean la experiencia del usuario) y analistas de datos para crear predicciones de consumo y éxito del juego.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *